lunes, 25 de septiembre de 2017

12. Laberinto selva oscura


Entonces los laberintos en que nos perdemos (por gusto o no) no son siempre vegetales. Nos perdemos en el coro de voces, en las memorias que se agitan como pequeñas hojas susurrantes, dejamos que nos arrastre el viento por ellas olvidando que buscábamos una salida, porque finalmente, y esto es el nódulo, la semilla, el carozo dentro de la pulpa, la idea no es escapar del laberinto, sino anidar en su centro hasta que el cuerpo vuelve a ser frutal y de la almendra germina el árbol, ese que veníamos evitando porque precisamente, era el que construía el bosque, es decir la selva subterránea, y el árbol no nos dejaba ver el bosque y el bosque nos escondía el árbol.

A todas estas, llegamos al día 12 del ciclo Artemisal/Lastimaré precisamente en plena inmersión clorofílica, podemos mirar hacia atrás y recorrer los pasos y comparar con los otros doce, caminados hace cinco años, cuando otra vez se acababa el mundo nuevamente, como ahora, y encontrar ese camino que dibujamos hacia el centro y hacia los bordes, al tiempo que delineamos el propósito de esta vuelta con más precisión para que el pájaro cante más duro.

Mañana cambiaremos de traje, quizás ese cambio tome todo el día porque cambiar de traje es una operación delicada, a partir del miércoles estaremos transitando por el camino de Nieves en Chipre.

domingo, 24 de septiembre de 2017

11. Donde mejor canta el pájaro


"Un pájaro no canta porque tiene una respuesta, canta porque tiene una canción."
-Maya Angelou.

La terredad de un pájaro es su canto.
-Eugenio Montejo.

Hace días me ronda la importancia de hacer contacto con las raíces, las ramas, el tronco familiar.
La canción viene de muy atrás, es necesario poner mucha atención para distinguir sus notas y reconocer la melodía, el ritmo.

Claudia: Después de escudriñar en la raíz del problema que tiene mucho de ancestral podamos lo que no permite florecer, y seguimos en los profundo y ancestral del árbol para encontrar el entusiasmo. A mí, canto de pájaro me suena tanto vida vibrando; esta vuelta da un giro en vuelo.

Mercé: En nuestra vía de la vuelta, en nuestro viaje hay estaciones que son casillas especiales: permiten conectar con la fuente. Para mí, hoy estamos en casa, casilla de descanso... un lugar que nos nutre, anima y reconforta. Aquí retomamos nuestra fuerza para seguir  la vuelta, por eso aquí pajarillos hoy podemos cantar bien alegres a la vida: nuestros ancestros están aquí.Yo oigo su canción.  Siento mi raíz (ummh rica nutrición) y sus espirulinas rizadas y despeinadas que hacen vibrar. Tomo la fuerza de mis orígenes. Canto a la vida.

Ana María: Árbol sonoro. De las raíces, la poda, el árbol, los pájaros, el canto, este último lo visualizo como el extremo sonoro de la raíz y su silencio. La Mandrágora gritaba si era arrancada. El canto dice lo profundo y oculto, la terredad.

Hilse: Donde mejor canta el pájaro.
Es tiempo de prepararse para recibir el canto del pájaro.
Abre tus manos, recoge las semillas de su canto y guárdalas con cuidado para su siembra.
Tú sabrás cuando será necesaria la cosecha.

Siria: He pasado el día repreguntándome: ¿Dónde canta mejor un ave? Y la respuesta me vino mientras le mostraba a Maximiliano un video sobre las 10 aves más exóticas del planeta, y recordé el cuento de mi abuela que era super observadora de la naturaleza, ella contaba que cuando un pajarito se criaba con unos que no era de su especie cantaba como estos y no como los de su especie. El canto de los pájaros se aprende, no es innato. No hay duda, cantamos lo que nos corresponde cuando lo aprehendemos de los nuestros el canto. Hoy estuve escarbando en los álbumes familiares, y la nostalgia por los que ya no están se apoderó de mí! Tengo un año durmiendo bajo el árbol donde alguna vez cantaron!




sábado, 23 de septiembre de 2017

10. Aprender a podar


Ana Pereira: Nos recuerda el poder de podar en luna creciente

Aunque Cristina googlea y advierte que "...para evitar que la planta o árbol pierda savia, está recomendado podar durante luna menguante. Y para facilitar que vuelvan a volver a brotar es mejor podar entre luna nueva y luna creciente. Si queremos que los árboles desarrollen más el follaje tendremos que podarlos en luna nueva."

Alicia Nuñez.: Todo un arte saber podar, porque cada corte es para la vida de la planta, para su renovación.

Ana María. Somos las grandes sacerdotisas de la poda, cada mes podamos nuestro vientre. Jardineras de la luna. Sincrónica y bellamente conectadas con las raíces. 

Alejandra Flores: Aprender a podar no significa que dominamos el asunto. Estamos en el proceso, elegimos deshacernos de algo para favorecer un resultado y lo hacemos muchas veces con incertidumbre, miedo, recelo, pasión o fe.
Podar no significa eliminar la raíz del problema. Puede incluso hacer que prospere el follaje si lo hacemos irreflexivamente. Buscar y aprender a podar. Manos sucias, de rodillas a veces, sudor, bichos, pero ejercitando el músculo, la vida se despliega alegre y multicolor .

Ana María: Transmutemos el problema en abono para que florezca la vida

Hilse León: Aprender a podar.
Haz de tus manos una fina tijera, con paciencia adorna cada una de sus cuchillas, y poda(te).
Pero antes observa que no hayan brotes de una nueva cosecha.



{imagen} de Siria: Aprendiendo a podar. Discernir qué dejas y qué extirpas de tu jardín, cuándo cortas y en qué momento, puede llevarte una vida. Hacer bonsay o dejar la vida silvestre? todo comporta un acto de voluntad sobre la vida. Se precisa justa medida. El arte de la jardinería requiere mucha observación, mucho ensayo y alta dosis de paciencia pero es asombrosa la vida, como simplemente limpiando la maleza se privilegia la proliferación de algo que te importa y ese hallazgo te infla el corazón, algo debes estar haciendo bien!


viernes, 22 de septiembre de 2017

9. La raíz del problema


Alguien me dijo que prefería mirar hacia otro lado con ciertas cartas. Por ejemplo, la raíz del problema. Por ejemplo, aprender a podar. Por ejemplo, el Árbol genealógico. Cartas que como por casualidad, aparecen en seguidilla. Pero las cartas que no quieres ver parecen ser precisamente las que tienen cosas más interesantes que contarte. ¿Cómo ignorar una carta que se llama, precisamente, la raíz del problema?


ACCIÓN JARDINERA
Cristina: Tanta vida que se esconde bajo tierra... con las uñas, se cosechará.

Alicia Nuñez.: Ir al fondo, a la raíz

PARA ENCONTRAR LA RAIZ escarbar hace cinco años

Nataly: ¿Cómo saber qué es lo que debemos sacar? Y cómo lo sacamos?

Siria: Durante los últimos meses he estado podando una zona de mi jardín que estuvo abandonado por mucho tiempo, he estado desmalezando a mano la hierba silvestre, y es increíble ver como comienza a verse el trabajo, ha comenzado a prosperar sin que yo haga nada mas la grama china, llenándose de un verde bonito.

Merce: jardineando... la carta me lleva a la raíz, si claro a la raíz que hace que mis gafas sean de este color... pero ya hemos quitado y arrancado raíces de diferentes maneras y siempre hay algunas que vuelven a salir ... a mi me pasa en mi pequeño jardín con la menta y con la campanilla de noche (mirabilis jalapa) que cada verano vuelve a salir... cada trabajo vuelvo a sacar la raíz (o eso creo) y en esta vuelta la carta de la raíz a mi me lleva a los inicios de los relatos , de mi relato y cuento y al cuidado de la historia de mi historia... a no arrancarla de cualquier forma o manera.

Mandragora (la que es mala para el rebaño) era un aviso.. En esta vuelta quiero INCLUIR no arrancar, sacar el don de esta atropa belladona...conocer a fondo, hacerme especialista en esta mi raíz... en.mi raiz-historia.

Nataly: Eso iba a preguntar... Hay mandrágoras que quizás estén en un sitio delicado y sea mejor no arrancarlas, pero entonces me pregunto: será que una parte de mi quiere defender eso que me hace daño y por eso lo excusa para que no lo saque? debemos sacar la raíz cuando la encontremos? Siempre?

Claudia: Me a-terra solo pensar en la raíz del problema, su inicialmente inadvertida, venenosa y , posteriormente invasiva e incontrolable presencia, me paraliza. 
Cada dos días voy y arranco sus brotes y no me atrevo a buscarla, temo gastar mis manos, creer que llegue y vuelva a brotar, el miedo me supera. Entonces, me declaro perdida en el Bosque. 
Para despertar al beso hay que estar lista

Cristina: Muchas preguntas y muchas preguntas sin respuesta. Dolorosas respuestas. Si la raíz no se arranca, se fortalece. Crece y engrosa. Es un trabajo arduo, mantener el jardín. Una gota de sudor en la punta de la nariz. Chorros de sudor. Muchas veces las lágrimas alivian pero no son la solución.

"La jardinera es alguien que construye futuros pero es también una sacerdotisa de la vida y la muerte, decidiendo quién vive y alentado su progreso, así como quién debe morir y ser sacrificado para contribuir con la prosperidad de las plantas favorecidas, incluso dentro de una misma planta favoreciendo unos brotes en el proceso doloroso de la poda" 

Merce: me dejo sentir y se que mi intuición es buena... mirar y aprender de esta raíz... esta vez ( esta vuelta decido mimarla y cuidarla incluirla) desgastarme en luchas no me llama... esta raíz tiene alma.(carita) 
creo que cada una de nosotras sabe el momento en que se encuentra su raíz y todo lo que hagamos sea lo que sea, será lo correcto.. las respuesta es SI.

Siria:  "...No hay un metro cuadrado estable. Andamos en caída libre, recorriendo el precipicio..." Leonardo Padrón

Donde está la raíz de todos los problemas? Donde está la mandrágora sanadora? 

Quisiera caer en picada y adentrarme en la tierra de mi jardín hasta encontrarla y aprender a exterminarla o aprender a usar su poder de curación y ver mi jardín saneado o convertirme en aprendiz de bruja para preparar pócimas para repartir por cucharadas.

La caída libre de Siria


Se recomienda leer comentarios en este enlace hacia los profundo de la raíz  http://lavuelta104.blogspot.com/2017/04/2mandragora.html




jueves, 21 de septiembre de 2017

8. Esperando el beso para salir del coma

Dialogo entre Bellas  ¿Durmientes?

Claudia: Ese bosque rosado es tan uterino


LA FUERZA DE LAS COSAS
 (Danaus plexippus)

Cabeza abajo frágil
a salvo en otro mundo
bella Psique durmiente
joya translúcida
arca y alhaja

Un día lo logra
el jade estalla

un vitral vuela

(Elisabetta Balasso)


Ana Pereira: La palabra esperar me puso molesta como usualmente me pongo cuando me doy cuenta de que estoy esperando. Para mi esperar especialmente por el beso es sinónimo de depender de otro que no va a venir. No iba a escribir hoy porque mi sentir me pareció reactivo. Pero como Claudia comentó lo del bosque tan uterino volví a ver la carta y noté el placer en la cara de la bella durmiente, me quedé observando como su crecimiento no se ha detenido y el bosque continua desplegándose desde el amor. 

Ese es el esperar del que yo me hablo a mi misma cuando me digo que tengo que aprender a esperar. Pero se me olvida y termino entregada al sentimiento de mi niña de cuatro años esperando que su papá venga a buscarla del lugar poco seguro donde la dejó. Hoy agradezco como mi niña sobrevivió esas aventuras y le muestro que ya no tenemos que estar molestas por esperar, que estamos seguras y podemos acostarnos en el campo rosado, cerrar los ojos y confiar. Espero que ella me acompañe.

Claudia: Por algo dicen que el que espera desespera. Blanca Nieves gélida y la Bella Durmiente onírica saben estar, ser sin pretensión. ni tiempo- ni expectativa detener el compás corazón indefinidamente para gestar-se, la alquimia del veneno y el agua de vida. mientras todo es vida en derredor. 

Si no se está (aliento) no se es y entonces en próximo ciclo lunar de puede estar como Artemisa muy despierta estratega cazadora tan en si misma como las durmientes pero en conciencia plena.



Bella Durmiente con ojos pelaos



Nataly:  despierta... Despierta
Aquí... haciendo terapia. Parece que algo de vida aguarda allí dentro después de todo

Nataly haciendo terapia


Siria Useche La paciencia de dejarme gestar, de dejarme decantar, conectada a este laberinto natural que me nutre, el beso es promesa y síntesis de amor que me cristaliza en transformación y conciencia.

Siria esperando el beso


.
Mercé en su bosque de la Bella donde la maleza sigue creciendo... 
donde también te acoge...colores de otoño... pluma
la misma emoción y sensación de la espera.. 
ese depender, esa espera... 




Aquí la pista del 2016 http://lavuelta104.blogspot.com/2016/04/bella-durmiente.html

La vuelta del fin del mundo que se vuelve a terminar ofrece otro giro tan personal como colectivo http://diariodelultimotiempo.blogspot.com/2012/09/8-esperando-el-beso-para-salir-del-coma.html

miércoles, 20 de septiembre de 2017

7.Voz propia



Hilse: Aliento
¿De qué color es el aire que respiras?
Detente, obsérvalo, huélelo.
Es tiempo de recobrar el aliento.

Ana Cecilia: Con esto de actuar con consciencia muchas veces me doy cuenta de como inhalo y exhalo buscando una manera de expresar lo que siento sin herirte.  Porque quiero que puedas escucharme y si es posible que me entiendas sin tomártelo  personal.  Pero a veces ni yo estoy muy clara de que es lo que quiero decirte.  Solo se que necesito decirte y exhalo.

Seymar: Descubrí el poder de la respiración  y la voz en el parto. En cada inhalación toma fuerza, en cada exhalación soltaba, abría (días después el partero diría que no había visto una boca abrirse tanto) arriba y abajo. En cada exhalación, la propia voz, el canto que viene de dentro, muy dentro. Cuando subo el volumen, el partero lo sabe: "ahora sí seymar, ya estás lista". Minutos después, aparece la cabecita. Días después, vuelve a salir solita la propia voz, en cada inhalación busca conexión, en cada exhalación, casi como un om, la propia voz arrulla, abriga, calma, sana.


Siria: Yo no dejo de buscarla metida en mi burbuja/ 
desde allí escucho los pajaritos que se acercan a mi ventana 
que entonan sus cantos con gracia y naturalidad.


Descubrir el tono justo de la propia voz puede tardar toda una vida. Es necesario también saber escuchar para aprender a distinguirla entre las demás.

Mientras tanto, y como la voz propia aporta su singularidad a la coral de lo social, y porque es hora de compartir algo dulce y fresco, sale esta invitación a compartir una ensalada de frutas colectiva, por ejemplo este sábado a las 3:33.

Ahora, que si lo que quieres es saber cómo es que fue la cosa entonces, te recomiendo que te lances de cabeza por esta madriguera de conejo.

Cuando sea el atardecer comienza el nuevo año . Quiero desearles a todos mis amigos de todas las religiones que este nuevo ciclo , año que comienza sea bueno .... con salud,  alegrías y bendiciones. Deseo que juntos podamos ser sabios, tolerantes , sacar la fortaleza ante tan graves cosas que han sucedido y  suceden  en nuestro mundo... para que cada vivencia,  obstáculo,  logro sea un aprendizaje que sirva para mejorar espiritualmente y trabajar por ser mejores en lo individual y colectivo. .. para que nuestro mundo tome el equilibrio con que Hashem  todopoderoso lo creó .Fuera de Venezuela nada es igual y estamos hace tanto de otros modos que deseo que podamos apreciar el amor que si llevamos ..entregamos y recibimos. Que las redes nos sirvan para conectarnos en la unión y solidaridad. .. Que todos seamos sellados en el libro de la vida amén. Victoria  Benarroch

martes, 19 de septiembre de 2017

6.Endurance



Si ya ensartaron las cuentas para lucir el collar que los represente con veracidad, es hora de lucirlo para atravesar los hielos. (Prepárense paseando por la máquina del tiempo, hace 5 años)

Eva: En lo referente al bergantín de la expedición transantártica, se traduce como "resistencia". Resistir y llevar a cabo el viaje, sea cual sea el resultado, los objetivos o las expectativas. No rendirse y confiar en el engranaje, a ver donde nos llevan los días de bonanza y los días de inclemencias. Sin perder la esperanza. Viento en popa a toda vela!

Claudia: El Endurance se instaló en mí y mi inconsciente resolvió el enigma que tenía con esta carta. Soñé que tenía un pequeño zarcillo en mi mano, que no tenía par, un recuerdo del pasado, un recuerdo, una joya, se la quería mostrar a una amiga y me dio por revisar un pequeño cofre con otras prendas diminutas y valiosas para mí, recuerdo de los 15 años, y luego me distraje y lo dejé todo a la intemperie en la calle a las afueras de mi casa, pensé ya vengo es solo un momento, pero tardé más de lo esperado y todo estaba limpio y ordenado en mi calle había perdido todo. Entonces la sensación de pérdida, el reproche por mi descuido de no haber concluido lo que tenía que hacer, el haberlo dejado ahí, si lo saqué por qué no continué hasta el final, lo debía guardar. Rabia y dolor, deseo de volver atrás e impotencia. El viaje del Endurance y su travesía habla de la constancia y perseverancia. Propósitos firmes contra viento y marea. Y yo puedo perecer descuidando mis tesoros.

Cristina: Es increíble como permanecen en nosotros esos pequeños tesoros. Tuve una vez una ranita de zarcillo... Era increíblemente diminuta y real. Es para mí un símbolo muy fuerte de feminidad y fertilidad pues representa a los coquí, boricuas como mi madre. Una ranita la regalé a un amor imposible. Perder la otra ranita fue super doloroso. Pero en realidad sigue dentro de mí. En mi recuerdo, en mi sistema de símbolos. Esa ranita sigue viva cantando por las noches. Endurance.

Alejandra: Simbólicamente las joyas representan los tesoros espirituales, las cualidades internas, como voluntad, compasión, positivismo, sabiduría, etc. De eso va el mensaje cuando soñamos con ellas.

Hilse: Endurance Zarpa tu barca alma adentro.


Vamos a mitad de travesía del ciclo Artemisal/Lastimaré, por lo que es hora de dibujar ya el borrador de nuestro propósito para esta vuelta. Un propósito personal y otro propósito colectivo. La concentración de la intención + disciplina enfocada, puede producir grandes movimientos. Podemos producir el combustible para un gran salto.

Lo Artemisal se desplaza hacia Nieves en Chipre a lo largo de 12 pasos. Estamos hoy en el arco superior. Inicia el descenso. A menos que estemos en la contraonda, y hayamos descendido por 6 pasos y a partir de mañana comencemos a remontar. De cualquier manera, que nos acompañe el espíritu decidido, imbatible y civilizado de Shackleton, quien dijo en una ocasión que sintió siempre, a lo largo de toda su travesía por el casquete polar, estar acompañado.





Ella (nombre de su avatar) salta feliz por el sotobosque, en forma de centáuride. Es una venada y es una joven con un peplo verde. Es una cosa y la otra, animal y humana, real y virtual, de la misma manera que se puede ser uno y lo otro, contemporáneamente. Por los belfos resopla un bufido húmedo y tibio sobre la piel de durazno entre los bigotes. No sabía que los venados también tienen bigotes, fíjate. Siente sus propios belfos, la suavidad tibia, la humedad en el morro, la mirada líquida bajo las pestañas muy negras, fuertes y rectas hacia abajo. Lleva una corona, disfruta del soplo húmedo, oloroso a selva. La luz cae entre las ramas más altas de los árboles, juega a despertar un tronco tras otro. Ebria de ese olor a vida oscura, a bestias minúsculas que habitan la tierra negra, a descomposición fértil, bordea la quebrada. El agua salta sobre las piedras, se empoza apenas lo suficiente para que por su superficie se deslicen varios insectos patinadores, las puntas de las patas suspendidas sobre la tensión que hace del liquido un espejo fluido, capaz de curvarse (realmente los detalles son magníficos, asombrosos y admirables… ¿cuántas horas se habrían tardado en el rendering si no hubiera existido la aplicación de realidad virtual?). Podría ser venada siempre, siente el gozo intenso de su libertad. Un ruido insiste, se transforma en golpes a su puerta, finalmente le quitan el bosque de la cabeza al sacarle el casco RV.

--Me imaginé que estabas perdida en tu submundo.

Ella (según su nombre real) no contesta, pero piensa: Es Underworld, maldita maníaca. Un-der-world (encuentra ofensivo que cada vez la casera usa la denominación denigrante de “submundo”. ¿Submundo qué, vieja loca? Submundo tu casa, con las goteras, con los rosetones de líquenes y mohos que reptan carcomiendo el friso, con los baños que no funcionan, las cortinas con nidos de polillas, la tropa de gatos que se mean en la cocina, las tapicerías de damasco raídas y arañadas; pero quién va a poder pagar otra habitación en otro lado, y además en realidad ella es buena gente, inofensiva… sólo que a Ella le causa irritación que la saquen bruscamente de su mundo).

--Diga? (bizqueando porque la maldita maníaca además prendió la luz, a pesar de que le gasta sus bombillos, tan difíciles de encontrar, y tan caros). Qué se le ofrece?

--Llamó Fulana, que llegaron pañales a FarmaTodo por tu número de cédula. Te pide que si puedes hacer la cola por ella, que ella se pone en la de la leche en el abasto. Que se reparten las raciones, ya tiene comprador seguro.

Ella mira el reloj: 3:41 am suman ocho, así que es un go. Si quiere tomar un buen puesto más le vale moverse. A esta hora el mototaxi le cobrará tarifa doble, revisa la batería de su celular para hacerle la transferencia PagoFlash. Ojalá no le toque un fetichista loco que quiera billetes, parece que los hay. Se masajea el cuello tenso, ¿cuántas horas lleva jugando? Sostiene el casco, sopesándolo.

Podría quedarse otro ratico, ensayar el escenario nevado, pasear entre los témpanos azules que cantan con un hondo ulular su pena y soledad… no, en verdad no puede. La verdad es que si se vuelve a poner el casco, mínimo le pueden dar las once de la mañana sin sentir hambre ni sed. Suelta el casco con delicadeza, como si fuera su bien más preciado. De hecho, lo es. Es de hecho, su única posesión que está limpia y pulida en su habitación, brilla con una luz interior, con la seguridad de albergar universos enteros en su concavidad. De hecho, podríamos decir que en todo el piso, es el objeto más limpio que allí hace vida. Excepto que por supuesto, los objetos no viven.

Mira por la ventana. Es noche cerrada, por supuesto, y ya la nieve se ha acumulado sobre las calles.

lunes, 18 de septiembre de 2017

5.Arma tu collar


"El universo está hecho de historias, no de átomos"... Muriel Rukeyser


Cristina (quien pone el color): Hay cuentas que hacen perder el ritmo. Ya el plan no es el que era. También se puede dejar que el azar controle. Hasta volver a un ritmo y a un plan y a un azar deseado.

Alicia: Los colores de las historias que hilamos dependerán de lo que en el momento de hilar sentimos, del presente, de la vida.

Claudia: Esta carta es infinita como las maneras de contar una misma historia, desde cual hilo conductor?, para llegar a cuál versión!, si cuento desde el cuerpo sale una historia diferente a narrar desde la mente, ni hablar del corazón o la herida, la magia es combinar, una misma historia son infinitas versiones, te juro que me enredo un poco con el collar que llevo en mi pecho.

Ana Lucía: arma tu collar, contar tu historia, darle orden y sentido desde el hilo (de tu voz).

Cris: Armarse el collar que uno quiere ponerse y no el que van armando los días que se suceden uno tras otro... casi nunca uso prendas... pero hay tiempos en que lo hago, y tienen un significado muy importante para mí. Funcionan como amuletos. Me dan fuerza y me acompañan desde un mensaje que tienen. Casi son como una voz.

Hilse: Arma tu collar
Tengo una ristra de cosas para ti. Cuélgala al sol para que cure y los pájaros puedan comerla.

Siria: creo que todas andamos así, un poco descocadas pensando en ciclos, y en armar nuestro collar, el propio, ese que depende solo de nosotras mismas. Pensaba hace rato en esa palabra bonita impecabilidad, que resulta estética y juicio de actuar. Y creo que es justo la palabra que me faltó hoy, hablando de actitud para enfrentar el dia a dia!
Este viaje resulta tan inspirador, hilamos nuestras cuentas, que hemos venido atesorando, quizá desde el 2012, quizá más atrás, nos percatamos de la falta de pericia, pero acaso experimentar no es un ejercicio que pule? Que nos prepara para la hechura definitiva y singular? Acaso no lo podemos desbaratar y rehacer?

Nataly: Yo soy una desbaratadora de mis collares. A veces agarro piezas de unos para armar otros o los desarmo y hago nuevos... Me refresca verlos diferentes.
(A mí también me lo hago seguido.)

Alicia: El collar de cuentas ha coincidido con haber encontrado unas piezas antiguas, de cuando tenía meses de nacida, movilizadas por un curso de salud mental perinatal. Esas piezas tienen heridas y fortalezas, ahí voy hilándolas con endurance.

Hilse: Llevo puesto el mismo corazón (un pequeño dije) hace 8 años o tal vez un poco más.


Cómo era hace cinco años: aquí.
Para entender más sobre su significado (ojo a los comentarios también): aquí.

domingo, 17 de septiembre de 2017

4.Ciclo Lunar


"Será extraño
al fin darnos cuenta de que no era eterna, 
esa voz que una y otra vez nos decía
que nada cambiaría" 
Mark Strand


Cristina, quien da color a las 96cartas durante esta vuelta: Agradecida de poder poner color a las cartas de La Novia Manca... es  una meditación maravillosa. Al colorearlas uno ve detalles que no había visto antes... La llave de la vida por ejemplo que tienen en sus manos estas mujeres pez. Cuando tenía 25 años, me fuí a vivir sola, salí de casa de mi mami y usé por mucho tiempo un dije con esa cruz egipcia.

Claudia: Coloreada así descubro detalles y signos que antes pasaron inadvertidos. Es un tapiz para bordar.

Mercé: 4 fases de la esencia femenina (4 recorridos vitales, 4 partes de la carta astral) y 4 momentos k tenemos diarios y de fase... dar la vuelta a cada una de las fases recorridas: infancia /adolesc+juventud / adultez / madurez) con dos propósitos
1.rescatar el relato que conecta cada fase (llave de la vida).
2.distinguir en qué fase me encuentro o en qué momento estoy: creciendo, brillando llena, replegándome o en momento de conexión interna.
Y añadirí: imaginar qué me diría Artemisa en este momento. Tener esta información y hacerla visible me permite transitar desde otra conciencia.

Hilse: Evolución femenina.
A veces es necesario cantar como una sirena, sustituir nuestras piernas por una cola y embelesar con nuestro canto. Una vez fui herida por el canto de una sirena, y un beso oportuno, en un pequeño bar curó la herida.
¿Quién no ha cantado como sirena? "


Ayer estuvimos algunas volteantes visitando la ola que nos saludó hace dos días. Es hora de mirar en perspectiva el ciclo de 12 días, ahora que hemos pasado el primer cuarto. La primera tríada del ciclo Artemisal/Lastimaré comprende en esta vuelta CasiComa-La Ola (transformación)-Blancanieves. Ayer hablamos largo y tendido sobre Blancanieves y sus vericuetos. La carta de hoy, primera del segundo terceto o bien última del primer cuarteto (ambas lecturas funcionan) continúa la narrativa de Blancanieves que transita hacia el aprender a ser madre de sí misma, entrenando al mismo tiempo las habilidades que su madre le entrega en herencia, para obtener del mundo lo que necesita. Vamos hacia el ciclo Nieves en Chipre.

Mirando esta versión de la carta, coloreada por Cristina, veo las estrellas que habían quedado invisibles la primera vez que fue coloreada. Y entonces recuerdo la traducción de un poema tejido en un chumbe (faja que usan las mujeres inga para sostenerse la barriga cuando están embarazadas, para que el niño nazca pensando bonito):

Las estrellas  
en la noche  
son los ojos  
de nuestros antepasados

sábado, 16 de septiembre de 2017

3.Blancanieves



Una manzana al día es un buen resguardo.

Hilse dice:
Aprender a seducir I. Sólo mi manzana podrá salvarte de tu naufragio.
Aprender a seducir II. Sube manzana sube/entre mis piernas hasta mi alma/y hazme buena/y hazme mala.

La verdad es que lo que hace falta entender sobre Blancanieves, es que se trata de un drama que se desarrolla entre una hija y su madre. Madres, si tienen hijas, presten atención. Hijas, todas tienen una madre. La relación madre-hija es compleja, porque hay una tensión entre empatía, continuidad, competencia, individuación. La madre quiere que la hija sea su prolongación, pero que al mismo tiempo siga su camino. La hija se modela en el espejo de la madre, pero quiere ser ella misma también.
El cuento comienza con tres colores: rojo, blanco, negro. Son los colores de las fases de la transformación alquímica ¿recuerdas? En el cuento está la madre en su dúplice naturaleza, buena y mala. La relación con la buena es de protección; pero la relación con la mala es la que la pone en el camino del bosque y de la CasiComa que le permitirá ir hacia su nueva vida. El vehículo es el veneno de la manzana.

Kira dice: En la biblia Eva comió de la manzana junto a Adán y lograron el conocimiento, la perdida de la inocencia. Aquí una manzana es la muerte. Es otra perdida de inocencia. Lo interesante es que es un hombre que la trae a la vida de nuevo.

Mercé dice: Blancanieves versión Grimm --> la madrastra le ofrece:   cinta (seducción) peine (ideas) y manzana (nutricia, cuerpo). Tres elementos mágicos ( recordando Vassilissa/Babayaga).                         Rescato el tema de los 3 elementos y el primero tiene que ver con la seducción por la belleza física, el segundo la seducción por lo mental y el tercero por la parte nutricia emocional. Hemos aprendido esto de nuestras madres: la madre se disfraza de madrastra para poder enseñar estas tres cosas importantes a su hija, sólo como madrastra se permite actuar con este tipo de acciones (da malestar)... es volver a mirar a la madrastra y agradecer...
"Gracias a las madrastras  que se llevan la peor parte, podemos drenar el malestar con muestras madres. De esta manera las madres humanas podemos volver a ser las figuras bondadosas y cariñosas que queremos ser." (pag 108 "Bajo la piel del lobo " Eva Martinez Pardo, edit Graó).
También me llevó a la Antroposofia de Steiner y los septenios (7 años, 7 enanos, 21 años): los 3 primeros septenios son la consolidación del cuerpo y el conocer la vida (lecciones).


Diálogo entre madres que a veces son madrastras:
Ser la madre buena todo el rato tiene un precio demasiado alto.
Bien alto diría yo. Terminamos siendo implacables con nosotras mismas.
Muchas veces me pregunté si yo sería adoptada o recogida "de poraí"... Que madrastra tan ruda llegó a ser mi mamá. Ya parece haberse transformado en mamá... Parece... Jajaja siento que me escucha.
Agradecida con quiénes han representado mi madrastra interna.
Es todo un arte el dar amor incondicional pero con límites claros.
Te amo sin importar qué hagas pero no hagas ésto ni aquello. Parece una contradicción y no lo es.
La mía fue muy libre y yo con mi complejo subido de "Madre Buena"  la juzgue hasta el cansancio, especialmente en mis primeros años de adolescencia. Ahora, agradezco mucho tener esa referencia tan diáfana y vivida de libertad.
Yo ahora que soy mama veo a la mujer que era mi mamá con más ternura y menos juicio!
Ahí en ese saco de juzgarla, estuve yo. Ahora ya no está, soy madre solo de uno... Y pues, ahora entiendo, me perdono y la admiro tanto tanto...
También fui muy dura con mi madre... juzgando su cansancio. Tengo una sola hija y ella tuvo 7 !!
Yo soy la octava pasajera! Yo me disfruté mucho a mi mamá, gracias a eso de ser la octava, le hizo ser conmigo su última de cuatro hijas menos estricta, más abuela, más intelectual, más de haber ya decantado qué cosas de verdad eran importantes, más atenta a oír y también a hablar. La extraño un montón!
Es importante también perdonarse, si. Muy importante. Perdonarse por ser la madrastra hasta de la madre propia. Porque los límites hay que ponerlos también a la madre, para poder crecer.
Si! Completamente... Crecemos juntas y muchas veces cambiamos de roles. Debemos perdonarnos y volver a nuestra posición de hijas para sanar y ayudarlas a ellas a sanar. Todo tiene una razón de ser.
Sí... y mirar ese arte que desarrollamos único de seducción gracias a la madre... que incluye la mirada hacia el padre.
Lo mío sonará a cartilla pero: yo amo a mi mamá.

Siria Useche: ¿Quien la madre, quién la hija? Somos madres e hijas de nosotras mismas.


No olvidemos que estamos en el ciclo Artemisal/Lastimaré, y que vamos en tránsito hacia Nieves en Chipre: sabiendo esto, todo se hace más claro.
Esto fue Blancanieves hace cinco años.
Pero si lo que quieres es entender más acerca del drama de Blancanieves, sumérgete aquí.


viernes, 15 de septiembre de 2017

2.La ola



SeyMar dice (y tiene mucha razón):
Esa ola tiene rato formándose, a ponerse el wetsuit porque lo que viene es surf!
Glas: Viene del inglés glass. Término que usan los surfers para describir esa olita formada tan perfecta que parece de cristal. Sabes? Cuando se levanta la ola, cuando el viento y la corriente son perfectos y no se ve espuma sino una ola perfecta y cristalina.

Claudia responde:
Me encanta, los he visto meditando en el mar esa espera es como el tiempo en coma de la Blanca Nieves.

Kira dice:
Vaivén. Va-i-vén. Se eleva y se entrega, se rinde. Se renueva para elevarse de nuevo y volver a entregarse.

Mercé dice:
Me he levantado hoy con la subida... Durante la noche tuve la certeza de lo k venía: subir la ola... bien: reconozco sensaciones .. algunas ni muy agradables pero estamos preparadas.. sabemos k hay.. somos  una ola  todas juntas todas a una... vendrá la bajada y conocemos el surf.. eso es .. con la cabeza alta..
equilibrio danza y música.. go....go....go.....
nudo en la garganta

Pepín dice:
La ola no baila sola,
El viento la hace cantar.
Ola y viento están cantando
La eterna canción del Mar
(Canción infantil, de la tradición oral)

Ana Cecilia dice:
Me dió una vaina súper fuerte de deseo de mar tan fuerte: de olas,  de sal,  de glass,  de revolcón,  de verde,  de azul,  de blanco,  de espuma,  de nube,  de arena. Bienvenidos sean todos esos cambios. Estoy lista para surfear.  Este es el momento.


Hilse dice: Transformación
Sube ola, sube y llévame hasta arriba y cuando esté en la punta de tu lengua, ábrete y deja mi crisálida caer ¿Acaso nunca has visto volar una mariposa con un ala rota?






jueves, 14 de septiembre de 2017

1. CasiComa


La boca blanca como la luna, blanco el mordisco, blanco un trozo que pintará el corazón. Como es adentro es afuera. Lo que llega y a veces nos golpea o hiere es nuestra misma energía. La boca como portal. Cristina Müller, quien colorea las cartas en esta vuelta, dice: "Mientras la coloreaba pensaba en lo de alimentar el corazón ... Nutrirse amorosamente."

El personaje es Blancanieves, en el momento en que se traga el trozo de manzana que la mandará a un sueño prolongado.
Si quieres más información, vuelve a la última vuelta.
Si quieres montarte en la nave que viaja por el tiempo y recordar cómo fue hace cinco años, baila la ola.

Las hormiguitas de la intuición están trabajando para construir significado, a lo largo del día se completarán con sus comentarios.


SeyMar dice: "Quiero soltar lo que pienso al verla: ¿Cómo incorporo dentro, lo que viene de afuera? Eso que uno cree que nutre ¿a veces congela? ¿Dejarse seducir o tener cautela?"


Mercé dice: "Casi en coma... transmutando... sugiere calma. No hay lucha en sí. Es este acto voluntario de digerir  para hacer alkimia. Sugiere cambios.  Es una decisión de heroína. Esta vez (esta  vuelta) no hay engaño: sabemos que es la manzana... incluso la cocinamos con el sancocho.  Hay un movimiento erótico en este desafío de la vuelta: morder con consciencia (me recuerda esta vez al descenso voluntario hacia el Hades de Penélope)."(1)


Alicia dice: "Para morder la manzana hay que tener una dosis de autoformación y agresividad, si no, no son posibles el alimento y la vida. Morder para la vida. Morder salvaje. Morder para integrarnos." (2)


Ana Cecilia dice: "Yo he pensado mucho en la sincronía y esa idea de mirar  a hace cinco años.  Como esta es mi primera vuelta no pensé que habría tanta sincronía pero oh chamo!  Hoy siento las lágrimas en mis ojos.  El 2012 fue un año que recuerdo a cada rato. Marca muchos cambios comienzos y finales de ciclo de muchas cosas.  El año terminó con una de mis amigas en coma,  no en casi coma.  Ver la imagen me recordó a ella, pero más me recordó a mí.  Esa soy yo decidiendo fluir porque no se cual es el camino a seguir pero constantemente cuestionando el fluir. Es mi corazón y cabeza en conflicto, preguntándome si le voy a dar la vuelta a la misma montaña rusa, si confío o no,  si me dejo cuidar o no,  si me quedo y disfruto de la manzana hasta que la decisión sea más clara,  si me voy a tener paciencia... Estoy muy cansada... Y descansar no parece resolver el asunto." (3)
Y luego agrega, y es pertinente: "Entender la diferencia entre fluir y dejarse llevar por la corriente."

También contemplar el fluir.
Porque cuando fluyes no rechazas ni te resistes. Cuando te lleva la corriente...
Creo que el fluir es una decisión consciente,  confías que tu intención ha sido escuchada.
La corriente te lleva porque no hay intención sino casi en coma, casi coma, muerdes y dejas.


Hilse dice:
¿Dónde queda el corazón? - Escúchalo, el sabrá guiarte hacia su camino.  - Pero no logro escucharlo, él sólo come manzanas - Esa es otra forma de hablar - Vuelve a escuchar.


Siria dice:
En mi mente dos dichos: por la boca muere el pez y el otro, la manzana de la discordia; enjuiciantes vienen a regular lo que entra o sale de mi boca, bajo la amenaza implacable de atragantarme o de quedarme sin voz por exceso u omisión. Aprender el equilibrio justo entre callar y declinar, y hablar y nutrirme es todo un arte, que voy construyendo a medida que gano experiencia, aunque no hay garantías, así que no dejo de prestar atención a la voz interior de mi garganta, sus ardores, sus picores y afonías. Aprendo a tratarla abrigándola o a hacer ritos de silencio a bajar el tono de voz, sin dejar de expresar con el corazón. Pero en mas de una ocasión, sin embargo, me salen ladradidos altisonantes, fuerte y claros, con ganas de devorar a quien se atraviese, so pena de atragantarme!


Ana María dice:
La doble faz de la manzana: la luna que mengua o la creciente. Lo que muerdo me hace menguar o me hace crecer. Depende del lado de la manzana o de la forma de mi mordisco. El lado que mengua crecerá en el corazón mientras yo duermo en los ojos de mi gata. El lado creciente hará que mi corazón se convierta en corazón lleno mirándose en el agua. Corazón sobre el lago. Corazón que ilumina la noche oscura.


Alicia, la hija de Claudia, a los 4 años 


Comentarios a los comentarios: 
(1) De este comentario es espectacular el lado erótico, en efecto, imprescindible. Y hay un curioso desliz freudiano, Penélope por Perséfone. Fantástico. Nos pone a pensar que la espera de Penélope es también, a su manera, un estado de animación suspendida, una especie de casi-muerte, cercana al reino de los bosques subterráneos, donde manda Perséfone. ¿Qué esperas?
(2) Morder como quien besa: el lado erótico se manifiesta con registros variables, pero sigue siendo Eros presente: la fuerza de atracción, lo que une las cosas, los seres, las situaciones.
(3) Agarras tu primera vuelta con mucha fuerza, esta es una ola que se ha engordado mucho y que nos reta a bailar con gracia y mucha delicadeza. Ahí está tu Blancanieves, sabes que despertará de su sueño-crisálida hacia otro estado.
(*) Muerde la manzana con cuidado, sabiendo que te llevará al reino subterráneo, allí adonde debes transitar.