lunes, 12 de noviembre de 2012

7. Budare / Herencia materna


Cuatro reflexiones adicionales sobre maternidad (segunda serie)
EL BUDARE

La Novia Sombría salió hoy a merendar con Alicia, en el bosque. Por todos lados, mariposas monarca, con sombreros. Voy demasiado rápido. En el claro del bosque, donde sabemos que suceden las cosas que pueden importar, a la hora de la brisa de la tarde, la mesa estaba puesta para cuatro, y sobre la mesa había ocho teteras. Se los aseguro, las contamos.

Tim Walker, #BigFan
& más de sus Maravillas 

Llegaron los invitados, sólo faltaba el Sumo Sacerdote, que llegó acompañado del Sombrerero. Llegaron trayendo por sorpresa tres cajas enormes llenas de sombreros absolutamente époustoufantes, con plumas y flores. De repente, todas las cabezas florecieron en pájaros girasoles, fue precioso y mágico (parecía la espuma de los días).

Enlace permanente de imagen incrustada
El té de Alicia en la Librería Kalathos

Y el Sumo Sacerdote llegó enarbolando el 4, nada menos. ¿Podía acaso ser más perfecto?
Porque el 4 pertenece a Urano, regente de Acuario: pues lo que podíamos anticipar de estos tiempos, desde la perspectiva del tiempo de Piscis, difícilmente puede parecerse a lo que vemos ahora, desde la era de acuario: lo que vemos es otra cosa.
Precisamente hoy, inicio de #losultimos40dias de #50Dibujos50Dias.
Todavía estás a tiempo de unirte.

Cuatro sentados a la mesa

El Sumo Sacerdote luego recordó, que mientras le cortaban el pelo había estado pensando acerca de la endoscopia en el inconsciente colectivo en cloud: la lectura del presente que está en permanente movimiento, como las fotos del telescopio Hubble, las fotos de las huellas del big bang.

Las cartas dibujan un mapa que invita a una inmersión en el presente, porque eso es lo que está pasando en este momento. 

Antonio Briceño, Javier Marichal, La Novia Distraída y Rafael Pereira

Entonces nos habló de Queztalcoatl la serpiente emplumada y de Yusef Mehri (quien por cierto es un poeta):  ánimus inteligente, la contraparte. Su pieza es de una significación cultural que rebasa su tiempo y llega a otra dimensión.
Pues estudiando el códice de Internet, descubre sus características medulares y las convierte en los atributos de la Quetzalcóatl. La simultaneidad. Romper la secuencia de tiempo. Quitar la diacronía. Todo está pasando en simultáneo. Todo está pasando ahora.


Avril Lavigne - Alice

(CRÓNICAS DE LA MÁQUINA DE HILAR DE BOLSILLO)

De Quetzalcóatl a las hamburguesas de lombrices californianas. 




Hay distintos niveles de jerarquías divinas. Dioses y dioses de dioses; algunos de estos dioses tienen características muy humanas, el nivel de divinidad al que podamos acceder dependerá de nuestro propio nivel de percepción de lo divino. 

Quetzalcóatl, por ejemplo, es un Dios que no ha podido traducirse al canon occidental. La serpiente con plumas de quetzal es uno de los cuatro dioses creadores en la mitología mexica. Está relacionado con los dioses del viento, con la vida, con el conocimiento y con la fertilidadEs el inventor del calendario y de los libros, protector de los artistas, símbolo de la vida y de la resurrección, con un estrecho vinculo a la muerte. 





Quetzalcoatl es hijo de Coatlicue, diosa madre de los mexicas, diosa terrestre de la
vida y la muerte. Su esposo era Mixcóatl, la serpiente de las nubes y dios de la persecución.
Como virgen, Coatlicue alumbró a Quetzalcóatl y Xólotl. Era representada
como una mujer usando una falda de serpientes (lo que significa su
nombre) y un collar de corazones que fueron arrancados de las víctimas de los
sacrificios. Tenía garras afiladas en las manos y los pies. 
Quetzalcoatl que vuela hasta los sueños. Aquí está lo que andabas buscando.

El juego de la oca es como Marruecos: es un juego de escaleras y serpientes.
En algún lejano árbol, la serpiente del paraíso ofrece su manzana a Eva. 







Kelly, Dianela, Corina, Mariela


No me alcanzan las gracias para agradecer a Antonio Briceño,
Javier Marichal y Rafael Pereira, el grupo de amigos más firolíticos que podía
reunirse en una mesa de Alicia para tomar el té.
Al Sombrerero Jo, José Rafael Salas Beria, por haber llegado tan oportunamente, como un mago sin conejo, con sus últimas creaciones recién salidas del horno, especialmente para esta ocasión.
A Estrella Benmamán (Machácala), quien se encargó de los tés e infusiones variadas... y que conoce muy bien el significado etimológico de esa carta y otras tantas de las 96, porque ella fue la comadrona.
A Mariana Aznar, productora maravilla, y a Michi&David de Librería Kalathos, anfitriones augustos, desde aquella primera hora de la brisa de la tarde, cuando apadrinaron el primer vuelo.
La ganadora, el Sombrerero, de turquesa, la fotógrafa habitual
A las panas consecuentes de toda la vida, que incluso llegaron por tres generaciones... a las panas recientes y a las nuevas panas. A los caballeros amigos, que equilibraron con su presencia atenta. A la tía y a mi madrina. A todos los que vinieron. 
A las que me trajeron una mariposa monarca que voló y me sigue volando entre las manos.
Gracias.
Hubo re-encuentros largamente esperados, fue precioso. ¡Que venga el eclipse!
Aquí lo estoy esperando. Guapa, y bien acompañada. 

Enlace permanente de imagen incrustada



Budare, el peso de la herencia materna
Para cada carta que sale hay tantas interpretaciones posibles como personas delante de las que baila, siempre dirán mucho más que su decodificación semántica. 
a) Cuando salió esa carta, dice ella que fue como si la hubiese sacado con sus propias manos: porque sabe de dónde salió, conoce la historia del carbono mayz. 
b) Cuando las lloronas le preguntaron por quién estaban llorando, si por hombre o por mujer, él les dijo: por mujer. Así pudo por fin llorar a su mamá. 





No hay comentarios:

Publicar un comentario